Fraude en pruebas nacionales no es de ahora

El joven Elizandro Romero Díaz, de Cambita, San Cristóbal, –donde se descubrió el fraude- admitió que el año pasado también distribuyó los de las pruebas que su hermana Dioralina había comprado. La coerción dicta que ambos deben acudir los días 30 ante el fiscal  de San Cristóbal, Faustino Pulinario.

El secretario de Educación, Melanio Parede admitió ayer que la red de técnicos y profesores que filtró las para distribuirlas a de todo el país funcionaba desde hace  años. El funcionario precisó que se detectó el caso de un centro de la capital que ofrecía los de los exámenes como un incentivo para inscribir a nuevos alumnos.

Paredes explicó que durante el curso de las investigaciones se encontró que el técnico, Juan de Dios Abatt Peña -quien se cree fue el primero en filtrar los cuadernillos- también habría violentado las del año pasado.

Por Dios si todos sabemos eso hace años y el pueblo lo dice a gritos, esperemos que aprendan de esta experiencia y se reevalue la necesidad de estas pruebas o su metodo de aplicacion.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.